Semanario Expresión up

PROMOTOR DEL DESARROLLO DEPARTAMENTAL: BENIGNO LEÓN ESCURRA

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1126

  comentarios   

Como hombre público, el arquitecto Benigno León Escurra fue hombre ejemplar. Honesto, trabajador, lúcido y con una clara visión del desarrollo y las necesidades de Lambayeque. En la intimidad de su hogar fue excepcional. Amoroso con sus hijos y comunicativo siempre, supo equilibrar su tiempo y atender con calidad las demandas de los suyos.

“Fue un padre muy querendón, muy preocupado. Siempre, no sé si por ser la hija mujer, era de conversar conmigo, de contarme sus historias y llenarme de muchas cosas en el tema arquitectónico. Siempre me han gustado las artes, yo no fui por ese camino, pero mi hija hoy estudia arquitectura y creo que es el legado que le ha dejado su abuelo. Nunca olvidaré que un día antes de ser internado en la clínica diseñó su último plano con mi hija”, narra Mariela León.

Espontaneidad, alegría y amistad, son algunas de las cualidades que se recuerdan de Benigno León, director de urbanismo de la municipalidad de Chiclayo en el gobierno de Gerardo Pastor Boggiano, director regional de la Vivienda en el gobierno de Fernando Belaunde y artífice de las más importantes obras habitacionales impulsadas por el Estado en el departamento. En todos los pueblos de Lambayeque hay aún una obra ejecutada bajo su liderazgo.

“No había reunión familiar en la que él no ponga la chispa. Ahora los primos dicen que se extraña la chispa del tío Beni. Siempre estaba de nuestro lado, yo al terminar el colegio fui a estudiar a Lima y para mi examen de admisión estuvo él conmigo, ayudándome a buscar mi nombre en la lista de los ingresantes”, refiere su hija.

La comunicación permanente es otra de las de las virtudes que Mariela León resalta de su padre. Todos los días había llamadas, mensajes, muestras de interés por el bienestar de los hijos y los nietos. Era el mismo trato que siempre dada a sus seres queridos y amigos, con los que compartía sus opiniones sobre política, sus preocupaciones por los momentos sociales, sus ideales y sueños.

“Siempre pendiente de la política. Llegaba a Lima a visitarme, estaba un rato con nosotros y me decía: ‘He venido para ir al partido’, ’Tengo reuniones’, ’Tengo citas’, llamaba a sus amigos. Siempre era la familia y su partido Acción Popular”, recuerda.

Mariela consideró a su padre su primer amigo, quien le enseñó valores como la solidaridad y el respeto.

“Sus últimos encargos están todos relacionados a la familia. Antes de partir me dejó muchas tareas pensando siempre en los suyos, para el bien de todos. Nunca descuidó a su familia por la política o el trabajo, siempre todo iba de la mano. Eso lo aprendió él de sus padres y nos lo enseñó a nosotros”, señala.

Como era lógico, Benigno León inculcó en sus hijos la doctrina de Acción Popular y la admiración por el presidente Belaunde, a quien consideraba un amigo personal.

“Cada vez que mi padre viajaba a Lima iba a visitarlo a él y a la señora Violeta, yo recuerdo haber ido a Palacio de Gobierno y muchos momentos en los que ambos estuvieron juntos”, resalta.

Benigno León nació en 1943 y falleció en abril de este año.

Deja tu Comentario